Inicio Expertos en Salud y Belleza Haydee Rocha Carboxiterapia para bajar de peso ¿funciona?

Carboxiterapia para bajar de peso ¿funciona?

Tratamiento para bajar grasa localizada poco invasivo y a buen precio

tratamiento para bajar grasa localizada hombres, carboxiterapia para bajar de peso funciona carboxiterapia para bajar de peso funciona

Para mi fue un descubrimiento la carboxiterapia, había escuchado de ella, pero la confundía con mesoterapia (que a mi no me ayudó) y no me interesaba, pero ante la panza que traía como resultado del confinamiento, decidí darle chance y pasó esto:

Logré bajar medidas, grasa ¡y estoy feliz! Checa el proceso AQUÍ.

El verdadero auge de la carboxiterapia se ha producido en la actualidad cuando esta técnica ha empezado a utilizarse con fines estéticos para mejorar, entre otros, el aspecto de la piel de la cara, cuello y escote.

Las infiltraciones de dióxido de carbono bajo la piel son eficaces para combatir la celulitis, la grasa localizada o la flacidez.

Desde mediados del siglo pasado, el dióxido de carbono (CO2) se ha utilizado con fines terapéuticos para mejorar problemas vasculares o de circulación sanguínea.

Las infiltraciones de dióxido de carbono no sólo minimizan las marcas de las estrías, BAJAN GRASA LOCALIZADA,  mejoran la flacidez y reducen la celulitis, sino que ya están siendo aplicadas también en los tratamientos de estética facial para disimular las ojeras, la papada, las cicatrices causadas por el acné o para frenar la alopecia, entre otros.

Mediante la aplicación del dióxido de carbono CO2 (tratamiento de carboxiterapia) nuestro organismo segrega catecolaminas, serotonina e histamina, todas ellas neurotransmisores que permiten la relajación del tejido subcutáneo y una dilatación vascular. El resultado es un aumento del torrente sanguíneo y, por tanto, una mayor oxigenación de la zona tratada.

Como consecuencias directas de esta mejora en nuestra circulación sanguínea tenemos:

  • la reducción de la grasa acumulada y,
  • por consiguiente, de la celulitis,
  • así como de las marcas de estrías y cicatrices.

En definitiva, como principal beneficio estético de la carboxiterapia podemos decir que los tejidos presentan una mayor firmeza, con lo que la piel parecerá más tersa y rejuvenecida.

Hay personas para las que no está recomendado en absoluto:

  • aquellos que padezcan problemas hepáticos, respiratorios (incluyendo el asma o el resfriado común), cardíacos y renales.
  • Tampoco deben recurrir a ella los enfermos de cáncer y diabetes, quienes tengan algún tipo de infección en las zonas que vayan a tratarse, o las mujeres embarazadas, lactantes o con el período.

Además de esto, es importante tener en cuenta que, sobre todo en el caso de las infiltraciones, el paciente puede sentir dolor en la zona en la que se realizan los pinchazos. También es posible que sienta hormigueos, sensación de calor y frío, o que aparezcan hematomas o infecciones en la piel tras la aplicación de la carboxiterapia.