Inicio Estilo de vida Por qué tengo poca energía sexual

Por qué tengo poca energía sexual

Cómo mejorar la energía sexual

Si andas con la líbido baja y prefieres acostarte a ver series que acostarte y tener sexo, ¡puede ser por estas razones!

Tu impulso sexual puede mantenerse alto en la vida, pero a menudo tu energía para el sexo puede disminuir. La baja energía no solo afecta tu vida sexual, sino que también puede afectar otras partes de tu vida. Puede volverse apático, ya no encuentras placer en tus actividades favoritas y te vuelves más sedentario.

Sin embargo, muchos de estos problemas relacionados con la energía sexual perdida se pueden abordar. “Nunca pienses que la falta de energía significa el final de tu vida sexual y que no hay nada que puedas hacer al respecto”, dice la Dra. Sharon Bober, directora del Programa de Salud Sexual Dana-Farber, afiliado a Harvard. “Hay muchas estrategias que puedes adoptar para volver al juego”.

Encuentra tus extractores de energía

Tu energía y vigor sexual perdido a menudo está relacionado con algún tipo de problema físico, emocional o de relación. Aquí hay un vistazo a las causas más comunes.

Bajas hormonas

La falta de energía sexual podría deberse al hipogonadismo masculino, que ocurre cuando los testículos no producen suficiente testosterona, la hormona sexual masculina. De hecho, la fatiga es uno de los efectos secundarios más comunes.

Los niveles de testosterona caen alrededor del 1% cada año a partir de los 30 años, y pueden disminuir hasta en un 50% a los 70 años. (Un examen de sangre de tu médico puede determinar si tiene niveles bajos de testosterona). Terapia de reemplazo de testosterona, que es administrado a través de implantes de pellets absorbibles, geles tópicos, parches e inyecciones, a menudo puede ayudar a generar energía sexual en hombres con niveles bajos.

Los resultados de un estudio publicado en línea el 1 de agosto de 2016, por el Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism mostraron que un año de terapia de testosterona mejoró la libido en 275 hombres (edad promedio 72) con testosterona baja confirmada. En comparación con los hombres en un grupo placebo, la frecuencia de la excitación sexual aumentó en aproximadamente un 50%, y fueron capaces de tener casi el doble de erecciones.

Disfuncion eréctil

Los hombres con disfunción eréctil pueden experimentar poca energía porque la condición puede ser un golpe a su autoestima. “Los hombres pueden sentirse avergonzados o preocuparse de que serán juzgados de alguna manera si no pueden funcionar tan bien como antes, por lo que la motivación y la energía para el sexo se agota”, dice el Dr. Bober.

En este caso, habla con tu médico sobre tomar un medicamento para la DE o explorar otras opciones para obtener o mantener una erección, como usar una bomba peneana.

Sueño deficiente

La falta de sueño puede ser uno de los principales restadores de energía. El sueño deficiente puede aumentar los niveles de estrés e interferir con la forma en que el cuerpo y el cerebro almacenan y usan la energía, por lo que te sientes lento después de no dormir bien. Y si estás cansado, tienes menos energía para el sexo. Habla con tu médico si tiene problemas para dormir. Pasos como cambiar el medicamento o la dosis, la terapia cognitivo-conductual y ajustar tu dieta y el entorno para dormir a menudo pueden mejorar la calidad del sueño.

Falta de movimiento 

Cuando no tienes energía sexual, necesitas moverte. El ejercicio regular es uno de los mejores impulsores de energía naturales. Numerosos estudios han relacionado el ejercicio con la disminución de la fatiga, especialmente entre las personas sedentarias. 

No olvides realizas un chequeo

Muchas afecciones médicas pueden afectar el impulso sexual, como la obesidad, la diabetes, las enfermedades cardíacas, la presión arterial alta y el colesterol alto. Así que sé diligente con los chequeos médicos regulares. Además, muchos medicamentos, incluidos los medicamentos para la presión arterial, los antidepresivos y los tranquilizantes, pueden producir dificultades eréctiles. Consulta con tu médico si tomas alguno de estos.