Inicio carrera ¿Cómo respirar al hacer ejercicio?

¿Cómo respirar al hacer ejercicio?

Cómo respirar durante una carrera.

Por Argel Ruiz Ortega    Lic. en cultura física 

Una de las primeras preguntas que tienen las personas cuando va a iniciar cualquier tipo de entrenamiento es: ¿Cómo debo respirar?, y por sencillo que parezca la única respuesta es “el cuerpo te lleva”, ya que es él, quien dicta el ritmo de tu respiración obedeciendo la fuerza que emplea o la distancia que se vaya a correr; o ya sea por el esfuerzo y la duración de este.  

Respirar es un proceso natural, donde el comportamiento ideal es: inhalación y exhalación a través de las narinas, donde la intensidad aumentará dependiendo de la cadencia y velocidad de la ejecución. Siempre teniendo en cuenta que mientras más oxígeno haya en el cerebro, hay una mayor producción de energía.  

¿Cómo te conviene respirar al correr o en carreras?

  • Cuando se tratan distancias largas, debes mantener un ritmo de carrera y respiración, mismo que debe verse afectado sólo cuando TÚ lo determinas y no por situaciones externas, por ejemplo: cuando estás entrenando o en competencia no es extraño que se te acerque otro corredor, él lleva un paso, un ritmo y respiración diferente a la tuya… ¡Ojo! si sientes que su frecuencia de respiración te está afectando, adelántate o déjalo ir para evitar perder el paso y fatigarte más pronto. 
  • En el cierre de la carrera, faltando pocos metros para terminar, si quieres ser más rápido,  la respiración también juega un papel fundamental. Debes permitir entrar al aire “por donde la naturaleza te diga” -sin importar formas- para tener una mayor cantidad de oxígeno y con ello una mayor disposición de energía. 

¿Y en entrenamientos de fuerza?

En el entrenamiento de la fuerza hay dos  momentos importantes: uno de fuerza y otro de relajación:

  • Es en el momento en que realizas el mayor esfuerzo, cuando debes inhalar (movimiento concéntrico o al jalar); para tener la mayor cantidad de entrada de aire y que el aporte de energía a los músculos sea mayor.
  • En la fase de vuelta a la posición inicial (movimiento excéntrico o de estiramiento) exhala,  lo que permitirá la relajación de los músculos que están trabajando.

¡Lo principal! No dejes de respirar profundo y consciente; logra un buen paso y ritmo en la carrera, para que así puedas terminar tus series con eficiencia; evitar la fatiga extrema; el dolor de caballo; y no ver disminutida tu capacidad de trabajo. 

Conócelo: 

Argel Ruíz Ortega
Lic. Cultura Física y Master en Metodología del Entrenamiento Deportivo, Instituto Superior de Cultura Física “Manuel Fajardo”, Cuba.
FB @argelruizo