Inicio Alfonso Marcelo Romo Cómo estar en forma sin gastar una fortuna

Cómo estar en forma sin gastar una fortuna

Compartir
Young woman is exercising with dumbbells at home. Fitness, workout, healthy living and diet concept.

Por Alfonso Marcelo @pmfinanzas

Financiero y comunicador

Definitivamente vivimos en una era donde pesa mucho el verse bien, ¿verdad? Además creemos que para lograr ese cuerpo “photoshopeado”, es necesario el gimnasio, los jugos, las dietas finas, el entrenador personal, la ropa de profesional y otras miles de cosas que suman una fortuna. Pues si ésa es tu idea para estar fit, mereces esto:

Hay muchas cosas que puedes hacer para mantenerte en forma, sentirte mejor y no gastar todas tus quincenas en tus músculos. Aquí te dejamos algunas ideas.

Primero Hay Que Entender La Ciencia De Los Hábitos.

Mucho te hemos hablado de la importancia de los hábitos, de cuáles evitar, cuáles cultivar y cómo son diferentes entre pobres y ricos.

Comienza por comprender que no debes gastar extra, sino perseguir metas y ser constante.

Un hábito debe practicarse durante 66 días para que realmente se quede en ti. Pero, ¿cómo crear un hábito? Según Charles Duhigg, autor del libro The Power of Habit, todo hábito sigue un patrón: un estímulo, una rutina y una recompensa.

  1. Estímulo: Es esa señal del mundo exterior que le dice a tu cerebro que actúe de forma automática y qué acción seguir. Por ejemplo: Son las 6:30 pm, llegué de trabajar, y siento unas ganas infinitas de tirarme en el sillón a ver series.
  2. Rutina: es lo que haces, física o mentalmente, al reaccionar al estímulo. Por ejemplo: me pongo mi ropa de ejercicio y salgo a caminar.
  3. Recompensa: lo que ganas de hacer todo esto. Por ejemplo: me siento descansado, sin estrés y ahora sí, listo para llegar sin culpa a disfrutar de mi sillón.

Identificar nuestros hábitos requiere un análisis consciente de qué deseamos en nuestra vida, cómo lo estamos realizado y para qué. Te darás cuenta cómo al hacer esto se enderezan otras áreas de tu vida.

Inspírate Todos Los Días.

La palabra motivación viene del latín motus motivus, que significa “causa del movimiento”, así que la pregunta es ¿qué te mueve? ¿qué es lo que te causa seguir adelante?

Visualiza lo que quieres conseguir y obsérvalo todos los días.

  • Sigue en redes sociales a aquellos atletas que además de motivarte, te ayuden constantemente a aprender. Verás que ellos también sufren y se esfuerzan muchísimo.
  • Busca a un amigo o familiar que se vuelva tu cómplice para conquistar la meta. Encontrar a un par te obliga a cumplir y la rutina de ejercicio es más divertida.   

  •  Y por último, cuando cumplas tus metas, ¿por qué no? Dáte un regalito. Es importante que fijes metas realizables y que premies sólo aquello que representa un gran esfuerzo, verás que tendrás más placer si esperas.

Do It Yourself

Existen excelentes apps para hacer ejercicio en casa. Aquí te recomendamos algunas:

  • Freeletics: tiene dos modalidades, bodyweight o running. Puedes elegir la modalidad gratuita o por suscripción, la cual te asigna un coach, tú eliges el nivel y número de sesiones a realizar. Hay toda una comunidad de “atletas libres” que te motivará a seguir adelante.
  • Runtastic: te permite registrar via GPS actividades deportivas como correr, andar en bici o caminar. Esta app crea una comunidad con la que podrás ver tus estadísticas personales, recibir mensajes motivacionales diarios y comparar tu progreso con el de tus amigos.
  • StreaksApple la nombró como una de las mejores Apps en 2015 y 2016. Streaks registra tus actividades para que puedas crear un hábito. Con cada día que cumples tu lista de objetivos, creas una cadena que no querrás romper.

Otro método para ejercitarte es utilizar tu propio peso, vence la mentalidad de “no puedo en casa porque no tengo aparatos”. Utiliza los escalones para trabajar tus chamorros. Coloca un tapete y haz abdominales y lagartijas. Busca un poquito en Google, ¡maldita sea!…no hay excusas.

TE VA A INTERESAR ¡Rutina para casa!

Cuida Tu Dieta

Es importante que investigues una dieta especial para tus objetivos y necesidades. En lo general, te podemos decir que está bien comprar algún suplemento, pero sin exagerar, recuerda que no son productos milagro y no son tan baratos.

De acuerdo a Carlos Martínez,  la venta de suplementos genera 11 mil millones de pesos al año y el mercado está en crecimiento. Sin embargo, la información sobre sus componentes, los riesgos y beneficios son limitados.

También incluye:

  • Proteína Animal: el atún o la pechuga de pollo son buena fuente de proteína, no tienen mucha grasa y son más baratos que la carne roja.
  • Proteína Vegetal: alimentos como la quinoa, el brócoli, soya y los frijoles aportan proteínas bastante limpias y baratas.
  • Súper alimentos: son tus mejores aliados por su gran concentración de nutrientes. En esta lista encontrarás:
    • la chia (otorga muchos nutrientes y puede ayudarte a bajar la grasa),
    • la moringa (árbol maravilloso que alimenta a muchos en África),
    • el alga espirulina (ofrece proteínas más digeribles que las de la carne y contiene gran variedad de nutrientes),
    • espinaca (aporta vitamina K, la cual ayuda a la coagulación de la sangre y a fortalecer los huesos),
    • el huevo (6 gramos de proteína y sólo 72 calorías),
    • nueces (contienen una grasa que ayuda a mejorar la memoria y la coordinación),
    • acai (es una baya con gran cantidad de antioxidantes).

Checa esta receta de Smoothie o bowl de Acai y guaraná

Por último, toma agua. La OMS recomienda beber 2 litros de agua al día y esto es porque sus propiedades son muy buenas para el cuerpo. Por ejemplo, aumenta tus niveles de energía, activa tu metabolismo, ayuda a equilibrar el sodio y potasio de tu cuerpo, ayuda a controlar el peso porque te hace sentir satisfecho, entre otros.

 Lo más importante en todo esto es tu voluntad para hacerlo y eso, gracias al cielo, no se compra a meses sin intereses. Anímate.

Dejar una respuesta