Inicio Estilo de vida Comer carne causa diabetes

Comer carne causa diabetes

El nuevo estudio confirma los hallazgos anteriores que relacionan el consumo de carne con mayor incidencia de esta enfermedad.

Un equipo de científicos de la Escuela de Medicina de la Universidad de Duke (EE. UU.) ha confirmado que un alto consumo de carne roja y aves de corral puede aumentar el riesgo de desarrollar diabetes. Por el contrario, los pescados y los mariscos, no representan ningún riesgo. Los resultados han sido publicados en la revista American Journal of Epidemiology.

¿Por qué comer demasiada carne puede predisponernos a la diabetes?


Los investigadores analizaron los datos del
Estudio de Salud Chino de Singapur, en el que participaron 63.257 adultos de entre 45 y 74 años. Fueron seleccionados entre 1993 y 1998, y tuvieron un seguimiento continuo junto a dos entrevistas, la primera de 1999 a 2004 y la otra de 2006 a 2010. El objetivo era evaluar el vínculo entre la carne roja, las aves, los peces y los mariscos y la diabetes tipo 2, teniendo en cuenta el impacto del hierro hemo, que es el contenido de hierro absorbido por la ingesta de carne.

Los resultados determinaron que las personas con una mayor ingesta dietética de carne roja y aves de corral tenían un mayor riesgo de diabetes. Concretamente, comer más carne roja aumentaba el riesgo de diabetes un 23% y comer más carne de aves de corral aumentaba el riesgo de diabetes un 15%. Sin embargo, tanto el consumo de pescado como el de crustáceos no presentó ningún peligro.

Sin embargo, en el caso de las aves de corral, el estudio sugiere que algunas partes del pollo pueden presentar menos riesgo que otras. La pechuga, por ejemplo, tiene un contenido de hierro hemo inferior a los muslos de pollo, por lo que puede ser más saludable a largo plazo.

Aunque no debemos renunciar a la carne, sí que deberíamos ser más conscientes de las cantidades y tipos de carne que integramos en las comidas.

“Los singapurenses sólo necesitan reducir la ingesta diaria, especialmente para la carne roja, y elegir la pechuga de pollo y el pescado / marisco, o los alimentos proteínicos a base de plantas y los productos lácteos, para reducir la ingesta diaria. riesgo de diabetes “, aclara Woon-Puay Koh, líder del trabajo.

El estudio, según los autores, es extrapolable a toda la población mundial.