Inicio #LoHot Adicción a los carbohidratos, por qué y cómo curarlo

Adicción a los carbohidratos, por qué y cómo curarlo

a adicción a la azúcar, te hace carboadicto

Compartir

¿Por qué cortar con los carbohidratos es tan duro?

Para comenzar a responder esa pregunta, es necesario comprender que los investigadores generalmente están divididos no solo en lo que causa la obesidad, sino también en por qué tenemos antojos y, a menudo, no seguimos la dieta.

El pensamiento convencional, sostenido por la gran proporción de los muchos investigadores y clínicos que he entrevistado a lo largo de los años, es que la obesidad es causada por un exceso calórico. Se refieren a ella como un trastorno de “balance de energía”, por lo que el tratamiento es consumir menos energía (menos calorías) y gastar más. Cuando fallamos en mantener esta prescripción, la implicación es que simplemente nos falta poder de voluntad o autodisciplina.

El Dr. David Ludwig (estudioso en el tratamiento de la obesidad en la Harvard Medical School) en entrevista para The NY Times menciona que se ve como una cuestión psicológica o de carácter; sin embargo, luego de años de estudio, ha concluido que:

“la obesidad es en realidad un trastorno regulatorio hormonal, y la hormona que domina este proceso es la insulina”.

Vincula directamente lo que comemos con la acumulación de exceso de grasa y eso, a su vez, está ligado a los alimentos que anhelamos y al hambre que experimentamos. Se sabe desde los 60´s que la insulina da una señal a las células de grasa en nuestro cuerpo para que acumulen grasa, mientras le dice a otras células de usen los carbohidratos como energía.

carbohidratos

Los niveles de insulina están determinados por la cantidad de carbohidratos que comemos, especialmente los de índice glicémico más alto (que se digieren rápidamente como harinas blancas refinadas, almidones, azúcar, miel). Y entre más elevados estén los niveles de insulina, el cuerpo pasa de modo quema grasa a “quema de carbohidratos” por necesidad.

Entre más insulina liberes ¡más necesitarás carbohidratos! Una vez que estás probando un carb, suben tus niveles de insulina para regular los niveles de glucosa en sangre, por lo que tu cuerpo decide usarlos como energía (frenando la quema de grasa) y posteriormente al bajar los niveles de glucosa ¡te vuelve a dar hambre de carbohidratos! Altos niveles de insulina te harán desear carbos.

Es por eso que SÍ CAUSAN ADICCIÓN LOS CARBOHIDRATOS. Probar solo un poco, puede generar que te mueras de ganas de muchos más.

Es por eso que el tratamiento para los carboadictos o carbohólicos es dejar de comerlos, porque una vez que logras vencer la ansiedad y suprimirlos, empezarás a desearlos menos.

Los antojos de azúcar, se saber que activan partes del cerebro que se estimulan con otras sustancias adictivas, ya que liberan dopamina ¡que da placer!

Cómo evitarlo

  • Comer grasa da saciedad, comenta el Dr. Ludwig, y además es el único macronutriente que NO estimula la liberación de insulina. Hay que comer grasas saludables, para evitar esa ansiedad por lo dulce.
  • Cualquiera que sea el mecanismo involucrado, si el objetivo es evitar el tipo de resbalón que conduce de un solo bocado de arroz a un atracón de donas o romper la dieta para siempre, entonces las mismas técnicas que han sido pioneras en el campo de la adicción a las drogas para evitar recaídas también deberían funcionar en este escenario.

grasas-saludables-758x427

Mantenerse alejado del detonante

  • “Los alcohólicos que se preocupan por mantenerse sobrios no conseguirán trabajo en un bar ni caminarán por el pasillo del alcohol en una tienda de comestibles”, dice la Dra. Schmidt (especialista en adicciones de la Universidad de California). “Es más difícil evitar los alimentos chatarra en el entorno alimentario que nos rodea, pero sin duda podemos limpiar nuestro entorno familiar y evitar situaciones donde el azúcar y otras golosinas están fácilmente disponibles”.

Identificar, planificar y evitar situaciones que aumentan los antojos.

“Si, lo sé, a las 3 p.m. tengo un poco de depresión y quiero ir a la máquina expendedora, entonces puedo tener comida disponible que es equivalente, pero eso no provocará una borrachera “, dice el Dr. Schmidt. “En lugar de refresco azucarado, puedo beber agua con gas con una lima”.

“Es un sistema muy poderoso que debe deshacerse, ya sea una adicción o una enfermedad metabólica”, dice el Dr. Schmidt. “Se teje en el cuerpo y en la mente a lo largo de los años, y para estar saludable también es necesario tener una visión a largo plazo”.

carbohidratos2

Dejar una respuesta